lunes, 15 de octubre de 2007

El Eje del Mal V


"La Estratègia de los Secuestros,Modelo de Desgaste del Eje del Mal" Punto Debil de la Sociedad Israelì
Daniel Maoz (Porisrael.org Dori Lustron)

"Dos fracasos tácticos de Tzahal, uno en la frontera con Gaza, el otro en la frontera norte con Hizballah, colocaron a Israel en una situación estratégica de debilidad"
(Yuval Diskin, director del Servicio de Seguridad General de Israel, apenas finalizada la guerra de Líbano, respecto a la importancia estratégica de un secuestro de soldado y su influencia en la situación de seguridad de Israel en la región).

Introducciòn
Píenselo de la siguiente manera: Cuál es la diferencia entre los 28 intentos de secuestro de Hizballah entre el mes de Mayo de 2000 y Mayo de 2006 con el intento, exitoso, de secuestro del 12 de Julio de 2006?. Por qué decide Israel, por primera vez en 6 años, responder al secuestro de dos soldados el día 12 de Julio de 2006, luego de decenas de intentos frustrados por Tzahal?.
El alcance estratégico del secuestro y sus efectos directos en la posición de Israel en Medio Oriente representa la base de nuestra explicación. Comencemos a desenmascarar las causas de la utilización de la herramienta del secuestro por parte del eje del mal. Podrán apreciar como, de manera planificada, el eje Hamàs-Hizballah y sus patrones desgastan a la sociedad israelí.

Desarrollo
La estrategia del secuestro tiene dos objetivos. Uno, a largo plazo. El otro, inmediato. A largo plazo, es posible forzar a Israel a costosos renunciamientos de terroristas presos en las cárceles israelíes, y entregar el soldado secuestrado.
A corto plazo, dueño de intrínseca relación con el primero, el objetivo es generar daño psicológico a la sociedad israelí.
Historias de desgaste a través de soldados secuestrados no sobran. Uno de los soldados símbolos de Israel es el copiloto Ron Arad, desaparecido en suelo libanés el 16 de Octubre de 1986. Veinte años más tarde, Israel no sabe cual fue su paradero. La operación "Temperatura del Cuerpo", ordenada por Israel a sus fuerzas de seguridad e inteligencia apenas cayó Ron Arad en manos de terroristas de la organización Amal-Hizballah, fue, sin temor a equivocarnos, la mayor inversión que hizo alguna vez un país para encontrar a un ser humano. Además de esto, sin resultados reales.
Este es el secreto de la herramienta del desgaste a través del secuestro. Si bien la OLP secuestraba aviones en los años `60 y `70, el objetivo era lograr la atención del mundo, titulares en los medios de prensa y luego de un periodo de algunos días, el suceso finalizaba. En general, como sucedió en cada intento de secuestro de la OLP desde1969, Israel rescató a los rehenes, a veces con mayor éxito, otras con menos. Excepto una vez, cuando el 26 de diciembre Israel se rindió al chantaje del terror, la OLP y sus asociados siempre falló en el uso de la herramienta del desgaste a través del secuestro. Memorable será, especialmente, el rescate de Entebbe, así como la liberación de avión secuestrado de la línea Sabena en el aeropuerto de Lod, el 9 de mayo de 1972.

"Secuestro Suicida"
La premisa de trabajo del eje del mal es clara: un intento de secuestro que tenga éxito, se traduce inmediatamente en la imposibilidad de Israel de intentar una operación de rescate. La operación de rescate, incluso, se ve imposibilitada de ser llevada a cabo si Israel reúne la información necesaria acerca del lugar donde es retenida la victima. La razón de esto?. La respuesta se puede encontrar en la ideología misma del eje del mal, traducida en concepción operativa: El martirio como herramienta misma (explosión en un bus) o como elemento secundario en el caso de un secuestro. Los terroristas que retienen a la victima son dueños de la concepción del martirio. No lucharán en caso de un intento de rescate de Tzahal. Simplemente, apretarán el botón que activa el explosivo. Las consecuencias ustedes podrán imaginarlas.
Este es el caso ya sea para Hamàs como para Hizballah. La dificultad operativa de efectuar un intento de rescate que cuente con serias posibilidades de éxito, seria inmediatamente descartado por la cúpula política israelí, ya, desde 1997 [1]. En aquel entonces, quien en aquel momento se desempeñaba como director de Inteligencia Militar del ejercito, general Moshe Yaalòn, luego comandante en jefe del mismo, declararía públicamente: "en caso de secuestros por parte de organizaciones como Hamàs, nuestras posibilidades de efectuar una operación de rescate tienden a cero".
Ahora bien, este punto, así fue interpretado por la cúpula político-militar de Hamàs, en el área palestina, y por parte del liderazgo de Hizballah. Ambas organizaciones entendieron, a mediados de los años `90, que un esfuerzo operativo de gran escala, es decir, de secuestrar, podría generarle a la organización un "beneficio sin precedentes" [2]. El secuestro se convertiría, pues, en una herramienta que poco se puede hacer para combatirla. Intentará revertir éste difícil argumento, que reza que el secuestro suicida no tiene solución operativa, al llegar al fin de nuestra líneas. Analizaremos, primero, cual esel beneficio que goza el "eje del mal" al utilizar esta herramienta.

" Beneficio: Desgaste y Guerra Psicológica"
Ya lo han dicho todos los lideres enemigos que, alguna vez, ha enfrentado al Estado de Israel: La sociedad israelí es sensible a las victimas. Los muertos representan un ancla cargada en la espalda de la sociedad israelí. Teniendo en cuenta esta constante, que caracteriza a la sociedad israelí ya desde su nacimiento en 1948 (de la cual debemos enorgullecernos), enfrentemos el problema. El enemigo interpreta la preocupación de la sociedad israelí ante el problema de las bajas militares civiles como sinónimo de debilidad (recuerden, amigos, la teoría impuesta por Hassan Nassrallah el 25 de mayo de 2000: "la sociedad israelí es como una telaraña, fuerte de lejos, débil y fácilmente de destruir cuando uno se acerca. No soporta bajas, por esta razón, se escapó de Líbano" [1]). En su concepción, Israel Y su sociedad no soporta dos cosas: primero, muertos. Se trate de civiles como soldados. Segundo, secuestros a largo plazo

[1] Para repasar la "teorìa de la telaraña" de Nassrallah, regresar a la primera entrega. En la misma explico cual es la visiòn del eje del mal sobre la democracia israelì y la cuestiòn de la sensibilidad por las vìctimas.
Para entender la estrategia del secuestro, utilizada por Hamàs, Hizballah y sus patrones sirio-iraníes, resulta existencialmente necesario (perdón por el término) entender la concepción operativa del eje del mal. La misma se centra en su visión de la debilidad de Israel que comentamos líneas atrás. La delineamos, entonces:

1- Secuestro es considerado una derrota táctica de Tzahal aún mayor que la muerte de un soldado en combate.

2- Secuestro capta la atención de todos los medios de prensa, aún más, que el asesinato de un soldado

3- Secuestro genera en Israel, su sociedad, gobierno y Tzahal, una sensación de incertidumbre.

4- Secuestro es el comienzo de un evento, no su fin. Caída de soldados en combate con organizaciones terroristas es el fin de un evento, no su comienzo.

5- Secuestro es un evento que no tiene fin conocido. Su finalización puede producirse muchos años más tarde. Un combate puede durar algunas horas. De hecho, los hay a diario, donde terroristas mueren casi todos los días.

5- Secuestro genera sensación de trauma: reina la incertidumbre acerca de la situación del soldado secuestrado

6- Guerra Psicológica: el eje del mal secuestra, sin informar durante años acerca de la situación del soldado secuestrado

7- Secuestro genera daño psicológico continuo en la sociedad, gobierno y ejército

8- Secuestro genera, en especial, debates morales en Israel: liberar terroristas a cambio, cuantos, que calidad de terroristas, etc., son preguntas que pocas respuestas tienen. Por un lado, familias de soldados secuestrados que exigen, justamente, llevar a cabo todos los esfuerzos posibles para recuperar a sus hijos.

Por el otro lado, se encuentran las familias que sufrieron victimas de sus hijos de parte de aquellos terroristas a ser liberados. Dilema poco común entre las sociedades occidentales, màs moneda casi diaria en Israel.

" Concepción Ofensiva de Lucha contra Secuestros"
Es correcto, una vez efectuado el secuestro de soldados israelíes, ya sea de parte de Hizballah, como de parte de Hamàs, la posibilidad de rescate de rehenes a través del uso de la opción militar se convierte en poco probable.
Sin embargo, existen otros medios para resolver el problema de secuestros por parte del eje del mal. Si bien dijimos y explicamos que la herramienta del secuestro desgasta a la sociedad israelí, especialmente a nivel psicológico, es posible generar una concepción militar-operativa de desgaste del enemigo. Que se quiere decir?, lo explicamos, pues, de la siguiente manera. Sin comenzar a desarrollar el argumento que dice que una entidad democrática-occidental posee herramientas para eliminar el problema del terrorismo de cualquier clase, entre otras formas, a través del uso de la fuerza militar [4], se hace necesario convencerse a sì mismos acerca de la posibilidad de generar una sensación de desmoralización y persuasión entre los líderes terroristas.
Israel, país modelo de la lucha contra el terrorismo desde su existencia, ha demostrado que existen modelos de disuasión de grupos terroristas, incluso, de corte fundamentalista islámico. Se pretende argumentar, pues, que Israel cuenta con herramientas militares para persuadir organizaciones de utilizar la herramienta del secuestro. La misma se basa en dos aspectos.
El primer aspecto de disuasión con el que cuenta Israel frente al terrorismo islámico y su herramienta de secuestro es un arma de doble filo, irónicamente, para Hamàs y Hizballah. El secuestro de líderes de toda índole, tanto de Hamàs como de Hizballah, representa una alternativa persuasiva que puede conducir a las cúpulas de ambas a tomar la decisión acerca de la inconveniencia de utilizar la técnica del secuestro. Ustedes se preguntarán, con justa razón, quienes son aquellos terroristas objetivos a ser secuestrados para servir de cartas de cambio, una vez, y para que aleccione a las organizaciones terroristas de no volver a secuestrar. La respuesta es muy clara: "todo aquel líder terrorista, que se involucra de alguna u otra manera en actos de terror, es un objetivo apto para Israel" [5]. Líder terrorista no es aquel que ordena un acto de terror o un secuestro. Líder es todo miembro de Hamàs o Hizballah que cuentan con reconocimiento local como tales.

"Institucionalización de Hamàs o Hizballah: Cierta Ventaja para Israel"
Siempre es necesario observar y analizar las dos caras de la moneda. Por un lado, sin lugar a dudas, Hamàs y Hizballah se fortalecieron los últimos 10 años. Especialmente, a tal punto de lograr convertirse en partidos políticos y llegar a la posición, ambos dos, de "semi-estados". Esto es negativo para Israel. Por un lado, la estrategia de persuasión de Israel frente a estos dos grupos-semi países no funcionó. Por el otro, profundos procesos internos en el mundo árabe-islámico llevó al crecimiento del fundamentalismo islámico. Dejemos esto de lado y concentrémonos en el aspecto positivo del crecimiento de ambas organizaciones del terror.
Hamàs y Hizballah duplicaron, quizás aún mas, sus clases de lideres. Hoy día no sólo se trata de líderes expertos en actos terroristas, sino, incluso, sorpréndanse: de parlamentarios (!!). Correcto, grupos terroristas que tienen primer ministro (Ismail Haniah, en el caso de Hamàs), decenas de diputados, cancilleres, líderes sociales de profunda influencia en sus respectivas sociedades, hombres que sirven de contacto con los regimenes patrocinadores (Siria e Irán), etc. Esto permite desenmascarar al círculo del terror. Más allá del involucramiento directo o indirecto en actos terroristas, lideres políticos como diputados deben ser objeto a ser capturados por Israel por el mismo hecho de pertenecer a organizaciones que buscan destruir al Estado de Israel. La pertenencia social o política es un detalle anecdótico. Decenas de líderes secuestrados por parte de Israel generará la concepción en Hamàs o Hizballah que la herramienta de desgaste a través del secuestro es ineficiente. El líder de ambas organizaciones terroristas predica el paraíso, mas su objetivo es vivir larga vida y por supuesto, no ser eliminado por Israel (o encarcelado).
La actitud ofensiva por parte de Israel y el diseño de una doctrina de iniciativa militar y de inteligencia, junto a la necesidad de reunir coraje político, puede cambiar la imagen de Israel ante el secuestro de soldados: comenzar a deliberar acerca de la liberación de centenares de terroristas a cambio de un soldado israelí.
Quisiera concentrarme en el segundo aspecto de la actitud ofensiva frente a la amenaza de la estrategia del secuestro, propuesta con éxito por el eje del mal.
También basándonos en la necesidad de persuadir al enemigo de abandonar la estrategia del secuestro, Israel debe utilizar su poder frente a la sociedad civil palestina, en caso de Hamàs, y chiita-libanesa en caso del Hizballah.
Israel, como país ejemplar en el respeto por los derechos humanos de sus ciudadanos y de los ciudadanos del enemigo en tiempos de guerra o paz, debe adaptarse a la realidad que le indica la región y los actores que en ella demuestran un comportamiento salvaje.
Lo explicaré de la siguiente manera. El tema de los terroristas capturados en cárceles israelíes representa un punto sensible en la sociedad palestina y chiita-libanesa (si bien Israel casi no tiene en sus cárceles terroristas de Hizballah). Esto quiere decir, que el terrorista preso en Israel representa un punto de debilidad en el enemigo. Hamàs o Hizballah están atentos a este profundo grado de sensibilidad en las sociedades árabes por los terroristas presos. Pues, muy bien, podemos aprovechar la debilidad del enemigo para hacernos más fuertes y, de esta manera, reforzar la imagen disuasiva de Israel. Esta imagen disuasiva de Israel previene guerras, atentados o secuestros.

"Jugar las Reglas de Juego de Medio Oriente, No las de Europa "
Un secreto a voces convertido en realidad poco entendible para muchos: los presos palestinos de Hamàs o de Hizballah cuentan con todos los derechos, propios de democracias ejemplares. Entre aquellos derechos la visita constante de representantes de veedores de la Cruz Roja Internacional, el Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, Amnistía Internacional. Pero esto no es todo. Un derecho especial que reciben los terroristas condenados por la justicia israelí es recibir visitas de familiares periódicas, cartas y obsequios de las mismas. Además, la posibilidad, gratuita, de estudiar una licenciatura en la cárcel en la "Universidad Abierta" de Israel (la única condición es que estudien en hebreo, lo cual no es problema grave). Y si comenzamos a "recortar" los presupuestos y sus derechos, para así presionar a los lideres terroristas cuando secuestran y tienen éxito?.
Imagino que todos conocemos el hecho que los soldados israelíes no reciben ningún beneficio al estar secuestrados por Hamàs o Hizballah. La guerra psicológica, dictada por sus líderes, reza que ni siquiera se puede informar a Israel o sus familias el estado de salud de los soldados. Ni siquiera si están vivos o muertos, como sucedió entre el 8 de Octubre de 2000 hasta el mes de Marzo de 2004. En aquella ocasión los padres de tres soldados israelíes secuestrados dentro de Israel recibieron la noticia del estado de salud de sus hijos luego de efectuado el intercambio. Cuando el avión de Alemania retiró los féretros de Beirut, se informó a Israel que los soldados estaban muertos.

Resumiendo
Israel debe revertir la rueda del secuestro. La estrategia de secuestrar soldados israelíes debe ser respondida con especial fuerza, utilizada de manera inteligente, por parte de Israel. Esto demostrará al enemigo existencial de Israel que el daño que sufrirán Hamàs o Hizballah es mayor que el beneficio a obtener. El cambio de concepción exigido debe ser efectuado en Israel. El cambio de concepción que reza "esperar y negociar", hacia una estrategia de "iniciativa ofensiva puntual" contra lideres terroristas primero, y afectando el punto de equilibrio de la sociedad palestina o chiita libanesa, nos encaminarán a una realidad persuasiva. La misma evitará, como sucedió en los años `70, la renunciación al secuestro como técnica de desgaste contra Israel y su sociedad democrática.
Una situación donde organizaciones terroristas, semi-estados terroristas, impongan las reglas de juego al Estado de Israel es no sólo inaceptable. Es peligrosa.
Los invito a desenmascarar la "Estrategia de la Propaganda y la Desinformaciòn" que hace uso el "Eje del Mal" contra Israel y el Pueblo Judìo. Esta estrategia y sus mitos contra Israel genera, en muchos casos, rechazo al Estado Judìo .


(1) Entendiedo el recordado suceso de Octubre de 1994, cuando una unidad de elite de Tzahal intentò rescatar al soldado secuestrado, sargento Najshon Waxman. En el mismo, los dos terroristas suicidas hicieron estallar una carga explosiva dentro del cuarto donde se hallaba secuestrado el soldado, al escuchar la irrupciòn del comando especial israelì. Ademas, el jefe de la fuerza de rescate, Mayor Nir Poraz, cayò en el intento de rescate. Su padre, Maoz Poraz, fue secuestrado como piloto de aviòn de la aerolinea nacional, El Al, por un comando combinado de OLP y FPLP-CG el 26 de diciembre de 1968. Israel, en aquella ocaciòn, liberò a decenas de terroristas a cambio del aviòn de El Al, que habìa sido desviado a Argelia. Maoz Poraz, piloto del mismo, caerìa en los combates de la guerra de Yom Kipur, 1973, como piloto de combate. Su hijo, Nir, sacrificò su vida intentando salvar la de Najshon Waxman, en 1994.

[2] Respecto a los beneficios de una polìtica planificada de intentos de secuestros, el fundador y planificador de atentados de Hamàs, Jeque Ahjmed Yassin, periòdico Al Aharam, 27 de julio, 1996.

[3] Para repasar la "teorìa de la telaraña" de Nassrallah, regresar a la primera entrega. En la misma explico cual es la visiòn del eje del mal sobre la democracia israelì y la cuestiòn de la sensibilidad por las vìctimas.

[4] Daniel Maoz, 2006: "Puede un Ejèrcito Convencional Vencer en la Lucha contra el Terrorismo", publicado en diversos medios.

[5] General Amnon Shajak, director de inteligencia militar, 8 de Abril, 1988, periòdico del ejèrcito Bamajanè